Trabajadoras de Sephora se ponen en huelga

Hace 2 semanas, las trabajadoras de la cadena de cosméticos Sephora en Navarra se pusieron en huelga indefinida los jueves, viernes y sábados por un convenio justo.
El convenio que les vienen aplicando es el estatal de droguerías, que entró en vigor en 2014. Este convenio se firma al amparo de la Reforma Laboral de Zapatero de 2011, y el actual gobierno todavía no habla ni de derogar. Anteriormente a este convenio que ahora imponen se regían por el convenio de droguería de Navarra, que tenía menos jornada, más salario, antigüedad, los sábados por la tarde se consideraban festivos… estaba infinitamente mejor el convenio de 2013 que el que tienen ahora.
Este convenio se rige por condiciones muy precarias, redactado para beneficiar a la patronal, no al trabajador. La empresa gana lo suficiente para permitir mejorar las condiciones económicas. Por ejemplo, las ocho personas que están en la dirección de Sephora cobran alrededor de 125.000 euros anuales frente a los sueldos de las trabajadoras, que son de 15.000 euros anuales.
Sephora facturó en 2017, según sus propios informes, 140.000.000 de euros, de los cuales solo el 15% es destinado al personal de tienda. Entre los productos que la empresa vende hay algunas cremas que valen mucho más que el sueldo del mes de cualquiera de las trabajadoras.
La empresa viene poniendo trabas a la conciliación familiar, obligando a venir a trabajar sábados, domingos o festivos según la temporada.
La empresa desde que las trabajadoras iniciaron la huelga, se niega a negociar. Estas trabajadoras tienen claro que deben seguir hasta el final. Han organizado una caja de resistencia y van a seguir exigiendo que se les trate como personas.

Etiquetas: