Migrantes: un mercadeo sórdido

Macron y el Jefe de Gobierno italiano, Giuseppe Conte, han anunciado que han logrado ponerse de acuerdo para defender ante los demás países de la Unión Europea (UE) el principio de un «mecanismo de distribución automática de los migrantes» en lugar de las negociaciones caso por caso de los últimos meses.
Nada indica que este mecanismo vaya a ser aceptado por los demás socios de la UE. Por el contrario, Francia e Italia han anunciado su intención de reforzar la eficacia de las expulsiones de migrantes cuya solicitud haya sido denegada.
Las piruetas de los dirigentes de un continente de más de 500 millones de habitantes, algunos de los cuales se cuentan entre los países más ricos del planeta para aceptar unas decenas de miles de refugiados que huyen de la miseria y la guerra dicen bastante de su barbarie.

Etiquetas: