Mal servicio en la alta velocidad

El estreno del nuevo AVE de “low cost” AVLO, ha defraudado a muchos usuarios a la hora de comprar los billetes.
El pasado lunes 27, a las 13:00 horas, la empresa inició un servicio para poner a la venta 1.000 billetes al día, al precio de 5 euros, durante 10 días. En tan sólo una hora se había agotado la primera tanda de 1.000 billetes.
Dado que la compra solo podía hacerse online, la avalancha de usuarios que querían acceder a la página web de AVLO, para formalizar la compra, ha provocado que el servicio se colapsara. Lo mismo ha ocurrido en la propia web de Renfe, para aquellos usuarios que querían iniciar el proceso de registro, indispensable para poder realizar la compra.
Muchos usuarios no podían completar el registro en la web de Renfe, la cual presentaba largos tiempos de espera.
Además, a partir de las 13:00, el portal de AVLO empezó ha mostrar problemas de acceso.
Todo ello a pesar de que AVLO declaró que habían potenciado los recursos informáticos en previsión de máxima afluencia.
Una total falta de previsión, pues hoy día se podía haber hecho mejor, pero claro, hay que invertir en ello.
¿Cuando se va a obligar a las grandes fortunas a sufragar los servicios públicos?

Etiquetas: