CORREOS – Es hora de pararlo todo

Mientras los Directivos toman decisiones desde el ordenador de su casa, y hablan de sacrificio a resguardo, nosotros nos jugamos la vida en contra de lo que recomiendan las autoridades sanitarias “todos en casa salvo trabajos esenciales». Y todo para mantener los beneficios de algunas empresas o para que algunos jefazos se pongan medallas diciendo que mantuvieron durante la crisis la empresa en funcionamiento.

Hay que hacer asambleas, y decidir en todas que no se trabaja más. Estar en contacto unos con otros por WhatsApp y coordinarnos ante cualquier novedad e información relevante. Exigir formar un comité de salud formado por los trabajadores y parar la actividad.

No permitamos chantajes o amenazas de despido o que se agarren los machos los que se atrevan. Pero aquí no debía trabajar nadie. NO QUEREMOS TENER QUE IR A FUNERALES DE COMPAÑEROS.