Basta de mentiras: en el capitalismo no hay solución al paro y a la miseria

La creencia de que se puede tener otra política justa para el pueblo trabajador dentro del sistema capitalista es falsa. Rajoy, como antes Zapatero, y todos los gobiernos europeos hacen lo que tienen que hacer para mantener el sistema económico. El capitalismo es un sistema que se sostiene sólo a partir de las ganancias. Y éstas provienen del robo social a las clases trabajadoras y populares. El paro, los bajos salarios, no son más que las consecuencias de mantener el capitalismo. La salida a la crisis de Rajoy, como de los demás gobiernos en Europa o EEUU, es la única posible para salvar a los capitalistas.

Por el contrario, para la población trabajadora, salir del paro, tener salarios dignos o una vivienda decente significa acabar con el sistema capitalista y devolver el robo social que se produce expropiando a los ladrones “legales”, los grandes capitalistas.

LAS MENTIRAS DEL PP.

El gobierno de Rajoy no dice ya más que falsedades y falsificaciones de los datos con vistas a las próximas elecciones. Casi nadie cree ya, ni sus propios votantes, los engaños sobre la crisis y el empleo.

Es posible que haya ingenuos que creyeran hace unos meses las palabras de los dirigentes del PP diciendo que hemos salido de la crisis. Los datos falsificados del paro podrían haber sido la prueba. Pero como sabemos, septiembre ha vuelto a darnos el bofetón de la realidad: 20.000 trabajadores más en desempleo.

La realidad es tozuda como una mula. El empleo que se crea es mayoritariamente temporal y a jornada parcial, en los servicios. Los salarios desde el 2007, año de comienzo de la crisis, han caído en picado. Según datos del INE si en 2011 el salario bruto medio era de 25.000 € anuales, en 2014 es de 22.790 €; y hablamos del salario medio, es decir, la media entre los salarios más altos y los más bajos. La realidad es que la mayoría de los trabajadores empiezan a ganar ya menos de 1000€, que hay 2,5 millones de personas que han agotado todas las prestaciones y que el salario mínimo, congelado, es de 645 €.

Los despidos a través de los EREs siguen en cascada. Hasta julio de este año más de 105.000 trabajadores se han visto inmersos en los EREs, de los cuales han sido despedidos 22.646 y más de 60.000 han tenido que optar por la reducción salarial y modificaciones de contratos, los EREs temporales.

Por mucho que quieran blanquear la realidad el hecho es que la clase trabajadora en su conjunto está perdiendo las condiciones de trabajo y de vida que tenía, volviendo a situaciones de hace 40 años.

POR UNA SALIDA TRABAJADORA A LA CRISIS.

La crisis tienen que pagarla los capitalistas. Para salir realmente de la crisis no hay otra solución que salir del sistema capitalista y crear una sociedad igualitaria basada en el trabajo, expropiando los medios de producción de los capitalistas para pasarlos a la sociedad como empresas públicas.

Los beneficios empresariales no dejan de crecer y el ahorro de impuestos hace que España sea un paraíso fiscal para las grandes empresas y los más ricos. La deuda pública se convierte en un negocio para inversores y banqueros que compran los euros sin interés al BCE, para prestarlo a los Estados al 4, 5 o 20% según estén los mercados.

En esta situación de crisis del capitalismo, cuando la actividad económica está bajo mínimos y las fuerzas productivas dejan de crecer, solo es posible hacer dos tipos de políticas económicas y sociales: para los capitalistas -atacando a los trabajadores en su nivel de vida- para aumentar y mantener sus beneficios. O para los trabajadores y esto significa aumentar el nivel de vida de las clases populares, crear puestos de trabajo públicos, aumentar los salarios, controlar y auditar la contabilidad de las empresas, repartir el empleo. Y todo ello expropiando el dinero y las fuentes de los beneficios del capital: la propiedad privada de las grandes empresas y del sistema financiero.

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.