¡Afganistán: las mujeres luchan!

A medida que pasan los días, las mujeres afganas están cada vez más cercadas por el régimen de los talibanes. Si en los últimos años se habían producido ciertos progresos a nivel del reconocimiento legal de la igualdad de género, la visibilidad de las mujeres en ciertos ámbitos laborales, la posibilidad de que las niñas estudiasen, etc., el retroceso empieza a legislarse.

El decreto acordado por el Ministerio para la Educación superior confirma los malos augurios: la segregación por sexos en la universidad, la prohibición de practicar ningún deporte dónde “expongan sus cuerpos”, entre otras cosas. “Es por su bien” han llegado a declarar.

Las estudiantes deben enterrarse bajo una gran túnica negra que las ocultan de pies a cabeza y con un velo que tape su rostro. No va a haber clases mixtas: deben estudiar lejos de la mirada de los hombres y tienen que salir del aula 5 minutos antes que los hombres y esperar en una sala hasta que estos se hayan marchado para no cruzarse. Las universidades tienen que contratar profesoras para las alumnas. Por supuesto, como no hay suficientes, pueden ser hombres, pero con la condición de que sean “profesores superiores cuya moralidad haya sido examinada”.

En Kabul está habiendo manifestaciones de mujeres que exigen se respeten sus derechos y que afirman estar “dispuestas a correr riesgos antes que morir lentamente”. “Debemos poder participar en la toma de decisiones, en la política, en la educación, en el empleo. No podemos quedarnos en casa y callar”

Hay que expresar toda la solidaridad hacia estas mujeres que, muy posiblemente, se están jugando sus vidas. Y no hay que olvidar que en los 20 años de ocupación estadounidense y de las tropas occidentales en Afganistán, España incluida, no han hecho nada para mejorar la vida de la población en general y de las mujeres en particular. Esto no fue en absoluto la preocupación de ninguno de los estados imperialistas que han estado ocupando Afganistán y que hoy presumen de palabras como civilización, libertad, democracia, derechos, igualdad…